Train To Busan, Corea del Sur 2016


Nada mejor que volver, tras las vacaciones, con un verdadero bombazo cinematográfico. La coreana Train to Busan es impactante, adictiva, espectacular e inteligente. Y sí, además, es una película de “zombies”, lo que no impide que sea una de las mejores películas del año, con independencia de su género.

TB1

El subgénero de terror de las denominadas, películas de zombies, se ha convertido en uno de los escaparates más efectivos para tratar temas universales y de actualidad. Lejos queda la imagen de un film que sólo contiene vísceras sangrientas, cadáveres putrefactos y horror generalizado. Yeon Sang-ho, el director de Train to Busan, que hasta el momento sólo había presentado películas de animación, utiliza el formato zombie para desarrollar sus inmensas posibilidades.

TB2

Frente a una situación en que la que todos las reglas sociales, convicciones de comportamiento y normas de funcionamiento han desaparecido o no son respetadas, ¿cómo crear un nuevo orden, establecer otras formas de organización, negociar ante una situación de extrema urgencia y dilucidar los verdaderos sentimientos o valores humanos?

TB3

Un programa necesario que sería de muchísima utilidad para el conjunto de nuestros políticos actuales (muchos de ellos verdaderos zombies, alejados de la realidad y encerrados en su propio mundo). Deberían ir más al cine. Se aprende mucho aunque sea un poco caro por el IVA.

TB5

El talento de Yeon Sang-ho consigue, a través de un medio, alcanzar el todo: un trepidante film de acción, una crítica acida del despiadado sistema capitalista actual y un magnífico estudio de caracteres humanos con sus miedos, defectos, virtudes y bondades. Además de una inmensa ternura, hasta tal punto que en una de las últimas escenas es difícil mantener la lágrima controlada ante la belleza de la desaparición de uno de los personajes.

Presentada en la Quincena de Realizadores del Festival de Cannes, aún suena su apoteósica ovación generalizada ante los críticos con colmillos más retorcidos del planeta. Una verdadera pena que no estuviese en la Sección Oficial, fue el comentario más generalizado. Afortunadamente los privilegiados que asistan al Molins de Rei Horror Film Festival podrán disfrutarla los primeros en nuestro país.

TB6

Frente a la situación habitual de este tipo de género, un virus que se extiende por Corea del Sur (que el prólogo de la película explica en una inquietante escena de apertura), un padre y su hija en un tren, el último que les llevará a Busan, para reunirse con su ex esposa, rodeado de zombies (en este caso, excepcionalmente reactivos y ágiles, lo que permite una puesta en escena de infarto), este brillante director logra ir más allá que muchísimos otros autores con tema, digamos, más intelectuales y de buen tono. Train to Busan es la película que nadie debería perderse este año.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s