Ali Suliman, firme candidato a la Concha al mejor actor


por Carlos Loureda

Curiosa esta edición del festival de San Sebastián que, pese a un excelente nivel medio de películas, no había aportado grandes interpretaciones hasta el momento, y eso que nos encontramos ya a la mitad del certamen. Día especial el de hoy dado que la huelga convocada ha reducido las proyecciones al mínimo estricto necesario, para asegurar idéntica visibilidad a todas las candidatas de las secciones competitivas, la oficial y nuevos directores.El atentado, en la tercera película de Ziad Doueiri, tras West Beirut (1998), premio de la juventud en la Seminci y de la fresca y desvergonzada, Lila dice (2004), el director adapta la novela del escritor Yasmina Khadra. Esta historia de un cirujano árabe, de origen palestino, que de la noche a la mañana descubre que su mujer ha sido la responsable de un atentado terrorista ofrece al, siempre inspirado Ali Suliman, un rol ideal para llevarse la Concha de su categoría. Contención, sobriedad y elegancia en un papel que podía haberle llevado a exagerar o pasarse y que, sin embargo, opta por suavizar, lo que le da aún una mayor intensidad.La jornada continuó con la directora austriaca Barbara Albert, también presente en la proyección, con The dead and the living. Como ya había comentado antes, el programador de esta edición se está cubriendo de gloria, dado que al dedicarse a agrupar por temas las películas, hace más fácil la comparación por parte del público. Las dos de la sección oficial de hoy trataban en el fondo de lo mismo: la identidad, la mentira y la culpabilidad. En el caso de la austriaca a través de un road movie de iniciación (de paso a la edad adulta) de una joven intentando descubrir sus orígenes. No muy novedosa ni en la forma ni el fondo, ni bien ni mal, ni fu ni fa, ni frío ni calor.Lo que nadie se esperaba era que alguien osase arrebatar la cabeza del pelotón del Premio del Público de la sección Perlas, al otro austriaco del certamen, Michael Haneke y su sublime Amour, con 8,09 puntos. Una historia de incapacidad y pérdida de virginidad, The Sessions (con John Hawkes y Helen Hunt, que huelen a nominación Oscars) lo ha logrado con un flamante 9,02.

En pleno ecuador del festival, con esta edición de un alto nivel en la selección de películas, más entradas vendidas hasta el día de hoy y la alfombra roja que no puede estar más repleta (hasta el punto de que algunas estrellas pasan casi desapercibidas), el festival puede que haga de esta 60 edición, si todo sigue así, la referencia para muchos. Veremos lo que ocurre en la segunda parte.

Continuará…

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s